El anticipo de facturas con recurso para tu empresa
16762
post-template-default,single,single-post,postid-16762,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-10.0,wpb-js-composer js-comp-ver-4.12,vc_responsive
anticipo de facturas con recurso

Conoce las ventajas del anticipo de facturas con recurso

Share on Facebook1Share on Google+0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0

Como propietario de una pequeña o mediana empresa es probable que conozcas la enorme tensión que generan en tu negocio las facturas pendientes de cobro. Ya conoces nuestra solución: el anticipo de facturas, una herramienta financiera altamente eficaz para acabar con los problemas de tesorería. Pero ¿conoces sus modalidades? En esta ocasión, nos centraremos en el anticipo de facturas con recurso, una fórmula no exenta de riesgo pero que también tiene sus ventajas.

¿En que consiste el anticipo de facturas con recurso?

Lo primero que debemos conocer son las figuras o actores que intervienen en este tipo de financiación alternativa. Con el anticipo de facturas, las pymes o freelance reciben por adelantando el dinero de la venta o servicio prestado evitando así los problemas en su tesorería.

¿Quienes compran este pagaré pendiente de cobro?

– Las entidades bancarias

– Los inversores privados. A cambio de la compra de la factura reciben un tipo de interés. Finanzarel, a través de su plataforma online, ofrece este servicio. Gracias a él las pequeñas empresas y los autónomos pueden ver como su liquidez queda garantizada.

¿Quién participa en este tipo de operaciones?

– La empresa que realiza la venta o servicio (cedente).

– El cliente (o deudor) que es quien debe abonar la factura en la fecha acordada.

– La entidad (o factor) que se encarga de anticipar el valor de la factura.

En el anticipo de facturas con recurso, el factor o entidad financiera no asumirá el riesgo en caso de insolvencia por parte del cliente. Es decir, si este no paga la factura en la fecha de vencimiento, será el cedente quien se haga cargo de la misma.

¿Qué ventajas tiene para la empresa la modalidad con recurso?

En la mayoría de lo casos, las pymes o freelance que utilizan el anticipo de facturas se decantan por la modalidad sin recurso, ya que si el cliente no paga, la entidad financiadora se hará cargo del importe que no se ha cobrado. Pero a pesar del riesgo que supone, el anticipo con recurso también tiene sus ventajas. Te indicamos algunas de ellas.

– Los ratios de endeudamiento de la empresa mejoran notablemente.

– Aumenta la liquidez en caja.

– Los gastos de administración y de cobro al cliente desaparecen para la pyme. De ellos se hará cargo la entidad financiadora.

– Es un sistema que contribuye a rebajar la morosidad.

¿Por qué elegir el anticipo con recurso?

Pues porque el tipo de interés que deberemos abonar por el anticipo de las facturas siempre será menor que en el caso de la modalidad sin recurso. Eso sí, antes de decantarse por esta fórmula es necesario que la pyme o freelance conozca a la perfección tanto su situación financiera como la de su cliente. El objetivo es lógico: asumir el menor riesgo posible en la transacción.

En Finanzarel recomendamos a las empresas que trabajan con nosotros que se registren para poder conocer de forma automática la facturación de sus clientes.

También existe el factoring con o sin recurso

Es necesario recordar que el anticipo de facturas es un método de financiación muy similar al factoring. Ambas herramientas disponen de dos opciones, con o sin recurso pero el servicio que ofrecen no es exactamente el mismo.

En el caso del factoring la empresa interesada obtiene la liquidez que necesita y también otros servicios: la gestión de los cobros, su administración o garantías frente a posibles insolvencias de los clientes. Los protagonistas de este tipo de operaciones son los mismos que en el anticipo de facturas pero el contrato que firman es mucho más rígido.

Factoring sin recurso

Al igual que en el caso del anticipo de facturas sin recurso, la prestación de este servicio supone un mayor coste para la empresa que lo contrata. El motivo no es otro que el del riesgo que asume el factor en el caso de impago. Si el deudor no paga, este no podrá reclamar el dinero anticipado a la pyme o freelance que la contrató.

Factoring con recurso

En este caso, la empresa que se encarga de la gestión de las facturas no asumirá ningún riesgo en la transacción comercial. Si el deudor no paga podrá reclamar el importe de la factura a la pyme o freelance que lo contrató.

Qué empresas pueden acceder al anticipo de facturas en Finanzarel

Finanzarel permite a las pequeñas y medianas empresas encontrar la financiación que necesitan de una forma rápida y flexible. Para trabajar con nosotros solo pedimos estos requisitos:

– Las empresas estén registradas en España.

– Su facturación supere los 100.000 euros al año.

– Llevar en el mercado un mínimo de seis meses.

– Las facturas deben proceder el tráfico ordinario.

¿Consideras que el anticipo de facturas con recurso puede ser beneficioso para tu negocio? Si ya has probado esta fórmula, nos gustaría saber cuál es tu opinión sobre la misma.

Foto by Freepik