Control financiero. Focos de atención y herramientas que te ayudarán.

/, Financiación para PYMES, Gestión pymes/Control financiero. Focos de atención y herramientas que te ayudarán.

Control financiero. Focos de atención y herramientas que te ayudarán.

By |2018-12-02T15:47:19+00:00septiembre 18, 2018|Consejos para pymes, Financiación para PYMES, Gestión pymes|0 Comments

Sea cual sea el tamaño de una empresa, la sostenibilidad de la misma depende en gran parte de la rigurosidad con que se haga su control financiero. De nada sirve que el modelo de negocio sea rentable o que su crecimiento se sostenga en el tiempo si no se estudian y analizan en profundidad los datos relativos a su tesorería.

Las facturas pendientes de cobro o pago, los albaranes o los movimientos bancarios tienen que estar bajo la lupa del director financiero. Ya sea con la ayuda de terceros o a través de las numerosas herramientas de gestión que existen en el mercado, su misión es la de adaptar o reajustar las estrategias de la empresa para que su plan de negocio siga siendo viable a medio o largo plazo.

En este artículo te explicamos a dónde debes dirigir tu mirada para mantener un control financiero y saneadas las cuentas de tu empresa.

Los cuatro focos de atención en el control financiero de una empresa

En un artículo anterior de este mismo blog se mencionaba que una de las principales causas del cierre de muchas empresas es la falta de control en su tesorería. Uno de los motivos es “la diferencia de tiempo que hay entre cobros y pagos derivados de la actividad del negocio.”

Para evitar esto es preciso depositar nuestra atención en estos tres focos.

Presupuestos

En el control presupuestario de una empresa es preciso tener en cuenta dos variables: los gastos estimados para un periodo determinado de tiempo y las partidas de ingresos previstas para esas mismas fechas.

Los planes presupuestarios abarcan un tiempo limitado y en ellos se incluyen objetivos y también las posibles desviaciones entre los resultados reales y los proyectados. Para su elaboración es preciso utilizar datos reales y se deben basar en cálculos objetivos. Existen varios métodos. Te explicamos cuatro de ellos:

  • Presupuesto análogo.
    Se trata de emplear los costes reales de un proyecto previo a otro que se encuentre en fase de ejecución. Para que este método sea eficaz los proyectos deben ser de naturaleza similar. Su coste es bastante bajo.
  • Método descendente.
    En este caso se parte del presupuesto total del proyecto. Una vez obtenido se dividen las partidas destinadas a cada actividad para que puedan ser ejecutadas. Es un método que se emplea habitualmente en los casos en los que los recursos sean limitados y en donde las cantidades sean más o menos fijas.
  • Método ascendente.
    El cálculo presupuestario se hace al revés que en el anterior caso. Se desglosan todas las actividades y fases que tendrá el proyecto y se asigna una partida económica para cada una de ellas. Con la suma de todas ellas se obtiene el presupuesto total. Es un método apropiado para los casos en los que las actividades de un plan no tengan unos gastos fijos.
  • Estimación paramétrica.
    A la hora de establecer el presupuesto hay que desglosar las actividades y los costes que supondrá llevarlas a cabo. También es preciso calcular las variables que determinarán el coste del proyecto.

Amplia información sobre estos métodos y encuentra aquí ejemplos.

El análisis financiero

Con el análisis los gestores financieros se pueden anticipar a los posibles escenarios en los que se encontrará el negocio en un determinado momento. Si el análisis es exhaustivo y se realiza de forma objetiva la empresa podrá tener un control financiero y dar una respuesta adecuada en caso de encontrarse ante una situación extraordinaria.

Un buen análisis debe de tener en cuenta:

  • La situación económica de la empresa a corto plazo: nivel de liquidez, deudas a corto plazo que debe pagar, etc.
  • Su rentabilidad. ¿A qué es debida? ¿Al buen funcionamiento del negocio o que ha recibido inversiones externas? En este punto es importante tener en cuenta la posible evolución de la empresa ante los cambios de tendencia de la empresa.
  • La situación financiera de la compañía a largo plazo: como es la estructura de las inversiones que realiza, cómo se puede enfrentar a posibles compromisos de crédito, etc.

Las auditorías

A través de las auditorías internas, las empresas pueden conocer el verdadero estado de sus finanzas y tomar decisiones sobre las estrategias que la misma debe tomar en el futuro. En algunos casos se hacen desde el interior de las compañías y en otros se contratan los servicios de un agente externo para este control financiero. El objetivo de las mismas es que los directivos puedan elaborar estrategias y planes de negocio precisos que se adapten a la realidad de la compañía y también del mercado.

Para analizar y controlar las finanzas de una empresa existen numerosas herramientas en el mercado. Pero para que sean realmente efectivas es preciso su personalización.

Lo más importante es que permitan, entre otras cosas, realizar correctamente las previsiones de tesorería, conocer los resultados reales a través de cuentas analíticas, calcular los costes de los productos o servicios, controlar los precios de venta, etc.

A través de toda esta información, ¿serías capaz de llevar un control financiero riguroso en tu empresa?

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Más info.

Aceptar